Lista de obras de esta marca Juan Moral

1941 – 1959.– Nace en Torredelcampo (Jaén) en 1941. Desde niño dibuja, modela y recorta siluetas en el taller de carpintería de su padre, el pintor naïf Manuel Moral, buscando juegos expresivos en volúmenes y luz. Estudia bachillerato en la cercana ciudad de Torredonjimeno, donde los profesores, en especial José López Arjona, valoraban su trabajo dibujístico y pictórico, al tiempo que le alientan hacia las artes. Hace su primera escultura un busto del hoy notario Antonio Pulgar.

1959 – 1964.– Se traslada a Madrid para estudiar Arquitectura Técnica donde profundiza en sus estudios de dibujo y geometría descriptiva, estudios que culminan en 1964. Durante los veranos fue a las milicias universitarias en Segovia donde hacía retratos y paisajes en pintura y escultura, así como vidrieras con materiales erosionados y oxidados.


1965 – 1979.– En Madrid completa su formación artística en la Escuela de Artes Decorativas. Investiga en técnicas pictóricas y escultóricas. Le interesaron especialmente los dos cursos de Historia del Arte impartidos por el crítico José María Moreno Galván, con el que sostuvo una buena amistad. Compagina su trabajo de arquitecto técnico con el artístico en pintura y escultura en bronce. Investiga con diversos materiales plásticos como textiles y metales y se interesa por la plasmación del movimiento. Progresivamente va evolucionando de la figuración a una mayor abstracción.1980 –--> En su búsqueda e inquietud por los materiales, encuentra en la piedra su lenguaje hasta gestar los litospacios, composiciones pétreas sobre soportes metálicos, fase clave en su llegada a la abstracción. Su máxima expresión se alcanza en los murales integrados en la arquitectura, que derivarían seguidamente en esculturas exentas y monumentos urbanos como El Copo en Algeciras (Cádiz) y el Monumento a los Pueblos Iberoamericanos en Coslada (Madrid).1990 –--> El artista lleva a cabo esculturas, resultantes de planos curvados y tensionados, revestidos de material pétreo. Se exhiben por vez primera en la madrileña Galería Rayuela. Con estas piezas hace diversas intervenciones en jardines y esculturas monumentales.1996 –--> El autor va torsionando las formas geométricas hasta derivarlas en sugerencias orgánicas. Vacía y muerde los cilindros para resaltar oquedades. En la Trilogía a Lorca manipula la pirámide y el paralelepípedo. El rectángulo se torsiona hasta derivar en ritmo corporal en obras como Triste elevación y el monumento Torre del Saber en la Universidad de Jaén.2000 –--> Lleva a cabo una serie de esculturas en hierro tratado, que parte de volúmenes geométricos a modo de hitos: columnas, troncos de cono, pirámides, paralelepípedos, etc…, formas únicas o fusionadas y mordidas con grafismos del alfabeto íbero que aluden a Cástulo, Ibulca, Himilce, etc…, y permiten asomarse al interior de la escultura mostrando el vacío como parte integral, decisiva de la escultura. Realiza los monumentos Signos Orgánicos en Jaén y Los Tres Pasos en Linares.
1941 – 1959.– Nace en Torredelcampo (Jaén) en 1941. Desde niño dibuja, modela y recorta siluetas en el taller de carpintería de su padre, el pintor naïf Manuel Moral, buscando juegos expresivos en volúmenes y luz. Estudia bachillerato en la cercana ciudad de Torredonjimeno, donde los profesores, en especial José López Arjona, valoraban su trabajo dibujístico y pictórico, al tiempo que le alientan hacia las artes. Hace su primera escultura un busto del hoy notario Antonio Pulgar.

1959 – 1964.– Se traslada a Madrid para estudiar Arquitectura Técnica donde profundiza en sus estudios de dibujo y geometría descriptiva, estudios que culminan en 1964. Durante los veranos fue a las milicias universitarias en Segovia donde hacía retratos y paisajes en pintura y escultura, así como vidrieras con materiales erosionados y oxidados.


1965 – 1979.– En Madrid completa su formación artística en la Escuela de Artes Decorativas. Investiga en técnicas pictóricas y escultóricas. Le interesaron especialmente los dos cursos de Historia del Arte impartidos por el crítico José María Moreno Galván, con el que sostuvo una buena amistad. Compagina su trabajo de arquitecto técnico con el artístico en pintura y escultura en bronce. Investiga con diversos materiales plásticos como textiles y metales y se interesa por la plasmación del movimiento. Progresivamente va evolucionando de la figuración a una mayor abstracción.1980 –--> En su búsqueda e inquietud por los materiales, encuentra en la piedra su lenguaje hasta gestar los litospacios, composiciones pétreas sobre soportes metálicos, fase clave en su llegada a la abstracción. Su máxima expresión se alcanza en los murales integrados en la arquitectura, que derivarían seguidamente en esculturas exentas y monumentos urbanos como El Copo en Algeciras (Cádiz) y el Monumento a los Pueblos Iberoamericanos en Coslada (Madrid).1990 –--> El artista lleva a cabo esculturas, resultantes de planos curvados y tensionados, revestidos de material pétreo. Se exhiben por vez primera en la madrileña Galería Rayuela. Con estas piezas hace diversas intervenciones en jardines y esculturas monumentales.1996 –--> El autor va torsionando las formas geométricas hasta derivarlas en sugerencias orgánicas. Vacía y muerde los cilindros para resaltar oquedades. En la Trilogía a Lorca manipula la pirámide y el paralelepípedo. El rectángulo se torsiona hasta derivar en ritmo corporal en obras como Triste elevación y el monumento Torre del Saber en la Universidad de Jaén.2000 –--> Lleva a cabo una serie de esculturas en hierro tratado, que parte de volúmenes geométricos a modo de hitos: columnas, troncos de cono, pirámides, paralelepípedos, etc…, formas únicas o fusionadas y mordidas con grafismos del alfabeto íbero que aluden a Cástulo, Ibulca, Himilce, etc…, y permiten asomarse al interior de la escultura mostrando el vacío como parte integral, decisiva de la escultura. Realiza los monumentos Signos Orgánicos en Jaén y Los Tres Pasos en Linares.
Mostrando 1 - 1 de 1 Obra